Las Marías

Para los turistas y visitantes Las Marías son dos esculturas a la entrada de La Alameda. Sonrientes, coloridas y simpáticas, estas viejecillas ataviadas a la antigua usanza gallega se convierten en motivo de inevitable alto en la marcha para una foto o un recuerdo.

Sin embargo, para muchos otros son, además, un pedazo de historia y leyenda compostelanas. Se hicieron famosas por sus paseos y conversaciones con los estudiantes y por sus ropas coloridas en una época en que el negro y los colores sobrios eran los más frecuentes y recomendados para personas de sus edades. Maruxa y Corelia, fueron dos hermanas costureras que alegraban las calles compostelanas de conversaciones animadas y de colores, y actualmente lo siguen haciendo.

A estas esculturas se les conoce además como Las dos en punto, por ser la hora a la que solían salir las dos hermanas a hacer sus rutinarios recorridos.