Caminos de Santiago de Castilla

Se trata de un conjunto de rutas que parten de Castilla para llegar a Santiago de Compostela. Al recorrer el centro de España, funcionan a modo de enlace con muchas otras vías hacia Compostela. Son fundamentalmente cinco alternativas. La Ruta Jacobea de Madrid, que comienza en la actual capital española y se une al Camino Francés en la ciudad de Sahagún en León. El Camino de Santiago desde Palencia, que nace en dicha ciudad castellanoleonesa hasta Carrión de los Condes, donde se incorpora a la ruta francesa.

La Ruta Jacobea de la Lana merece una mención especial. Se basa en las antiguas rutas comerciales de la trashumancia, esa verdadera institución peninsular. Los esquiladores iban desde La Mancha hasta Burgos, que era el principal mercado de lana en los siglos XVI y XVII, recorriendo una ruta cuya historia comineza posiblemente en el Neolítico. Fue Alfonso X, El Sabio, una de las figuras más importantes para estas rutas, al crear el Honrado Concejo de la Mesta, que incluía a todas las personas vinculadas al ganado trashumante y les daba la libertad de transitar sin restricciones por todo el territorio. Eso obligó a definir de manera precisa los límites de las diversas rutas. Se dice tmabién que la llamada Ruta del Cid coincide en buena medida con la Ruta de la Lana. El punto de partida del Camino de Santiago de la Lana se considera normalmente Monteagudo de las Salinas, en Cuenca, y la unión con el Camino de Santiago Francés está en Burgos, aunque hay alternativas desde Valencia y Alicante.

Los Caminos desde Guadalajara son tributarios de estas dos últimas rutas, partiendo desde la Guadalajara hasta Manzanares el Real en Madrid o desde Atienza o Cifuentes.

Por último, la Ruta Jacobea de Soria vincula el Camino del Ebro en Gallur (Zaragoza) con la Ruta de la Lana en Santo Domingo de Silos (Burgos) pasando por Soria.